Los galpones premoldeados de El Fortín  ofrecen una solución llave en mano para la construcción de naves industriales, talleres, depósitos, etc; capaz de adaptarse a las necesidades puntuales de cada cliente.

Están conformados por una estructura portante compuesta por columnas tipo “H” de hormigón armado premoldeado, y paredes de placas del mismo material.
El techo se compone de cabriadas a dos aguas de perfiles metálicos, correas metálicas de perfil “C”, y cubierta de techo de chapa galvanizada acanalada.

Son provistos con aberturas como portones de una o dos hojas, puertas simples o dobles y ventanas de diferentes tamaños, colocados en cualquier ubicación tanto en planta como en altura.

Dimensiones

  • Ancho: Entre 4,00 y 16,00 metros.
  • Largo: No tiene limitación, en módulos de 4,00 m
  • Altura: entre 2,0 y 6,0 metros.

Ventajas

  • Rapidez de armado
  • Robustez, al ser una estructura calculada
  • Incombustibles
  • Desarmables
  • Confiabilidad en regiones con condiciones climáticas extremas, como fuertes vientos y nevadas

Los galpones de El Fortín están calculados según normas nacionales, considerando las velocidades de viento y carga de nieve según la región en la que se va a ubicar la edificación.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Galería | Galpones